sábado, 28 de agosto de 2010

Atentado terrorista en Afganistán

Atentado terrorista en Afganistán
"Un vil atentado que enfada a Dios"

El Gobierno concede los máximos honores militares a los tres fallecidos - Zapatero y Rajoy recibieron los féretros en la base de Torrejón
N. J. / AGENCIAS - Madrid - 27/08/2010



"Un vil atentado terrorista que enfada a Dios, repugna a la razón, degrada a la humanidad y enfrenta a los pueblos".
Así describió el arzobispo castrense, Juan del Río, lo ocurrido en Afganistán, durante el funeral por los dos guardias civiles asesinados. Los príncipes de Asturias presidieron la ceremonia, que se celebró en Logroño, en la sede del Centro de Adiestramientos Especiales de la Unidad de Acción Rural, a la que pertenecían los dos fallecidos. El Príncipe colocó sobre los féretros la Cruz al Mérito Militar con distintivo rojo, que premia el valor en operaciones militares que puedan implicar el uso de la fuerza armada.

El asesino de los españoles engañó tres años a la seguridad militar.
Rajoy exige a Zapatero que explique en el Congreso la situación de las tropas en Afganistán
El terrorista fue detenido hace un año por vínculos con los talibanes

Llegada de los fallecidos en el atentado de Afganistán
FOTOS - GORKA LEJARCEGI - 26-08-2010

Llegada a Torrejón. Tres piquetes, uno del Ejército de Tierra y dos de la Guardia Civil, se han hecho cargo de los féretros con los restos mortales de los dos guardias civiles y el intérprete fallecidos en el atentado en Afganistán.- GORKA LEJARCEGI

Llegada de los fallecidos en el atentado de Afganistán - Llegada a Torrejón Llegada de los fallecidos en el atentado de Afganistán - Dolor Llegada de los fallecidos en el atentado de Afganistán - Recibimiento Llegada de los fallecidos en el atentado de Afganistán - Lloro Llegada de los fallecidos en el atentado de Afganistán - Con las familias Llegada de los fallecidos en el atentado de Afganistán - Consuelo .


El Príncipe les impuso la Cruz al Mérito Militar con distintivo rojo

Se celebró un responso católico y otro por la fe bahá'í para el intérprete
El arzobispo castrense elogió la "valentía" de los dos guardias civiles, a los que definió como "servidores de nuestra propia seguridad y la del Estado, que buscaron la paz y encontraron la guerra, que lucharon por la libertad y fueron víctimas de los tiranos".

Al acto asistieron el ministro del Interior, Alfredo Pérez Rubalcaba, la de Defensa, Carme Chacón, así como los presidentes de La Rioja, Pedro Sanz, Castilla y León, Juan José Herrera y la portavoz del PP en el Congreso, Soraya Sáenz de Santamaría.

El avión del Ejército del Aire con los féretros de las tres víctimas del ataque en Afganistán, los dos guardias civiles y su intérprete, español de origen iraní, aterrizó en la base de Torrejón (Madrid) a las once de la mañana procedente de Dushambe (Tayiquistán). Iban cubiertos por la bandera española y una corona de laurel que le habían colocado sus compañeros en Qala-i-Naw, donde tuvo lugar el ataque. Dos piquetes de la Guardia Civil y uno del Ejército del Aire llevaron a hombros los féretros al son de la marcha fúnebre mientras sus familiares se abrazaban y lloraban, inconsolables. El capitán José María Galera Córdoba y el alférez Abraham Leoncio Bravo Picallo tenían 33 años. El intérprete Ataollah Taefik Alili , 54.

El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, acudió a recibir los féretros a Torrejón. Le acompañaban Rubalcaba y Chacón, además del presidente de Castilla-La Mancha, José María Barreda, y el portavoz parlamentario del PSOE, José Antonio Alonso. También acudieron a la base el líder del PP, Mariano Rajoy, la presidenta madrileña, Esperanza Aguirre, y Sáenz de Santamaría.

Antes de que los cuerpos fueran trasladados al Instituto Anatómico Forense para la autopsia, se celebró un breve responso en la base, al que no asistieron las autoridades políticas. El capellán castrense ofició por los dos guardias civiles, y un representante de la fe Bahá'í, por el intérprete.

La familia del traductor ha preferido celebrar hoy una ceremonia en la intimidad. El Gobierno también le ha concedido la Cruz al Mérito Militar con distintivo rojo y la Medalla de Oro de la Guardia Civil, informa Concha Monserrat. Su viuda, Diana, y su hija Nasim se abrazaron cuando descendió el féretro en la base aérea de Zaragoza. Los restos del intérprete iban a ser velados durante toda la noche por el Ejército.

No hay comentarios:

Publicar un comentario